Hoy es 14 de Octubre de 2019         
English  |   Français Inicio  |  Contacta  |  Regístrate  |  Mapa Web  |  El Tiempo            
Comunicativa
    » Alba en la prensa
 
          » Ficha de la Noticia  


  » 
Aparecido en:  Tribuna de Salamanca
 
Fecha de Publicación: 09/12/2009

  Enviar a un amigo


                              

 

Un centenario en el olvido. 1809. LA BATALLA

   
 

El 28 de noviembre se cumplieron 200 años de la Batalla de Alba de Tormes que enfrentó a tropas francesas y españolas

El pasado 28 de noviembre se cumplieron doscientos años de la conocida como Batalla de Alba de Tormes, una confrontación que enfrentó a tropas francesas y españolas. Una fecha y un bicentenario que han quedado en el olvido, ya que durante esos días no se ha celebrado ningún acto conmemorativo digno de destacar.

Sin embargo, internautas como el albense Gerardo Nieto o Miguel Ángel Martín con dos entradas tituladas Batalla de Alba de Tormes: Dos versiones para conmemorar un mismo acontecimiento y Los cuadros de Alba de Tormes ayudan a revivir y dar conocimiento de una batalla histórica en nuestra provincia salmantina. Los dos lo hacen en dos blogs gratuitos Entre el Tormes y Butarque y en Historias de un Divulgador dedicado a las Guerras Napoleónicas. Sin presupuesto y desde la pasión histórica, sus conocimientos están abiertos a todos los amantes de la red.

Lo propio hace Arsenio García Fuertes en un artículo titulado Un poema épico de la Guerra de la Independencia: los Cuadros de Alba de Tormes, publicado en la revista de la Asociación Cultural Monte Irago o el apartado dedicado en la página web del Sitio Histórico de los Arapiles a la villa ducal durante La Guerra de la Independencia. Es aquí donde se escribe detalladamente los aconteceres de La Batalla de Alba de Tormes. Gracias a sus conocimientos y artículos, hoy TRIBUNA puede rendir homenaje a los valientes soldados españoles que lucharon en esa batalla.

El puente y su papel estratégico
Así trata el acontecimiento la página web del Sitio Histórico de los Arapiles. El puente serviría de línea estratégica porque si los ejércitos querían mantener la línea del Tormes, Alba de Tormes era un punto vital que había que dominar. No solo fue así en noviembre de 1809 sino también en julio y noviembre del año 1812 con el puente lleno de soldados intentando pasar a una u otra orilla del Tormes.

1809, victoria en Tamames
Durante 1809, los españoles perdimos en Zaragoza, Gerona, Ciudad Real, Medellín, Puente del Arzobispo y Ocaña. Solo conseguimos una victoria en Tamames el 18 de agosto de 1809. Tras la derrota de Ocaña se paralizaron las operaciones emprendidas por el ejército español de la Izquierda en la brillante campaña comenzada en Tamames.

Entonces el general español Del Parque no estaba dispuesto a retirarse y acampó en las cercanías de Alba de Tormes donde se encontró al general francés Kellerman que comandaba una numerosa fuerza de caballería.

Del Parque colocó en la margen izquierda del Tormes dos de sus divisiones y dejó en la villa, en la derecha, las fuerzas restantes con el cuartel general, artillería y bagajes. Para los entendidos, era éste un error incomprensible ya que no había más comunicación entre ambas orillas que un estrecho puente. Kellerman se dio cuenta de que el ejército español escaparía a la otra orilla en cualquier momento sin que pudiera hacer nada para impedirlo, ya que sus tropas de a pie se hallaban todavía a muchos kilómetros de allí y por lo tanto no podía atacar más que con la caballería. No obstante, decidió arriesgarse a lanzar un ataque sorpresa para tratar de retener al enemigo hasta que llegase la infantería. Al sonido de las cornetas francesas, los españoles se apresuraron a formar una línea defensiva. Las tres divisiones se desplegaron, mientras que la caballería francesa salía a contener a los atacantes, pero todo fue en vano.

Con los húsares y los cazadores de Lorcet a la cabeza, la caballería imperial francesa se abalanzó en cuatro arrolladoras oleadas que acabaron enseguida con los jinetes de Del Parque y comenzaron a causar estragos en la infantería. Tras sufrir 3.000 bajas entre muertos, heridos y prisioneros, la mitad de los soldados españoles de infantería huyeron hacia el puente sobre el Tormes. El resto de la infantería consiguió formar en cuadro.

Pero la gran victoria que Kellerman pretendía obtener no se produjo. Conscientes de que serían exterminados a menos que alcanzaran el puente, los cuadros españoles se lanzaron a una precipitada retirada en cuanto comenzó a anochecer. Aunque cayeron muchos hombres, la mayoría consiguió llegar hasta la posición de Del Parque.

Sin haber perdido más que 300 soldados, Kellerman había causado a su adversario más de 3.000 bajas, apoderándose, además, de nueve cañones, gran cantidad de bagaje y cinco estandartes. Si su infantería hubiese llegado tan solo unos minutos antes, el triunfo hubiera sido aun mayor; no obstante, los primeros batallones expulsaron de Alba de Tormes a la retaguardia de Del Parque y ocuparon el puente.

Cuando a finales de diciembre, Del Parque restableció por fin la cohesión de sus tropas, sólo se habían integrado a sus unidades 26.000 hombres de los 29.000 que salieron de Alba de Tormes. Obligado a pasar el invierno en las sierras situadas entre Ciudad Rodrigo y Plasencia, el Ejército de la Izquierda fue víctima de la falta de alimentos, el frío y las enfermedades y, a finales de enero, estaba formado por solo 17. 000 soldados, la mayoría de los cuales se hallaban enfermos.

Miniaturas de Nimix
La empresa española de miniaturas Nimix dedicada a la fabricación de maquetas y figuras a escala pone a disposición de sus clientes un diorama compuesto por cinco figuras de resina a una escala de 54 mm sobre la batalla de Alba de Tormes.

En el Arco de Triunfo de París se reflejan las victorias de Napoleón


La batalla de Alba de Tormes figura en el Arco de triunfo de París donde se plasman las victorias de los ejércitos de Napoleón. Según la Wikipedia, el Arco de Triunfo de París es uno de los arcos de triunfo más famosos del mundo. Napoleón Bonaparte decidió construir este arco tras su victoria en la batalla de Austerlitz (1805), tras prometer a sus hombres: Volveréis a casa bajo arcos triunfales. Fue diseñado por Jean Chalgrin, inspirado en la arquitectura romana, y alcanza una altura de 49 metros y 45 de ancho.

Sobre las caras exteriores del Arco están grabados los nombres de grandes revolucionarios y las victorias militares de Napoleón I. Allí aparecen localidades como Ciudad Rodrigo y Alba de Tormes.

   





 
Concejalía de Turismo
Plaza Mayor, nº 1
37800 Alba de Tormes (Salamanca)
Tf. y Fax: 923 30 00 24
E-mail: infoturismo@villaalbadetormes.com